LA INFANCIA PRESENTE Y EL CINE ARGENTINO INFANTIL CASI AUSENTE

LA INFANCIA PRESENTE Y EL CINE ARGENTINO INFANTIL CASI AUSENTE

Alejandro Malowicki / Director de cine/ Docente

 

En cantidad de espectadores. Películas norteamericanas y argentinas exhibidas durante las vacaciones de invierno de 2019.

Fuente: INCAA. Gerencia de fiscalización. Boletín Nº 366 Julio 2019

 

EL REY LEÓN: THE WALT DISNEY COMPANY ARGENTINA S.A.                3.059.099

TOY STORY THE WALT DISNEY COMPANY ARGENTINA S.A.                     6.467.813

SPIDER-MAN: UNITED INTERNATIONAL PICTURES S.R.L.                        1.258.976

LA VIDA SECRETA DE TUS MASCOTAS: UNITED INTERNATIONAL            923.403

SPIDER-MAN: UNITED INTERNATIONAL PICTURES S.R.L.                        1.117.657

ANNABELLE: WARNER BROS (SOUTH) INC                                                         788.609

ALADDIN: THE WALT DISNEY COMPANY ARGENTINA S.A.                        1.342.724

AVENGERS: ENDGAME: THE WALT DISNEY COMPANY ARGENTINA.    3.902.001

TOTAL ESPECTADORES:                                                                                  18.860.282

 

En el mismo lapso de tiempo se exhibieron dos (2) películas argentinas:

YANKA Y EL ESPÍRITU DEL VOLCÁN. DIGICINE S.A.                                            12.791
EL RATÓN PÉREZ Y LOS GUARDIANES DEL LIBRO MÁGICO.

THE WALT DISNEY COMPANY ARGENTINA                                                             22.679 

TOTAL ESPECTADORES:                                                                                        35.470

 

RESUMEN

 

8 PELÍCULAS NORTEAMERICANAS                                                            

     18.860.282

2 PELÍCULAS ARGENTINAS

              35.470

 

Lo que no se ve no existe

Una lectura superficial de estos números, nos muestra que a los productores, directores y guionistas locales no les interesa hacer películas infantiles. Otra interpretación podría ser que no les conviene invertir tiempo y dinero en producir películas infantiles, porque la exhibición de las películas norteamericanas durante las vacaciones de invierno (que son las semanas de mayor concurrencia de público infantil) “okupan” la casi totalidad de las 850 pantallas de cine existentes en todo el país. Esta realidad desalienta la producción de películas infantiles y visibilizan el fracaso de la legislación vigente denominada “cuota de pantalla” sancionada por el INCAA (Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales) para regular el mercado de la exhibición.

El  “mercado” y las escuelas de cine

Fueron los estudiantes de cine de todo el país que, con sus conocimientos adquiridos en las escuelas (de cine), hicieron posible una producción nacional independiente, exitosa y diversa. Esta realidad debería ser tomada en cuenta por los responsables de diseñar los programas de estudio de la mayoría de las escuelas de cine para que incluyan una materia que enseñe guion y/o producción de obras audiovisuales dirigidas a las audiencias infantiles, pues no ignoran el rol que juegan las instituciones educativas para traccionar la producción de todos los géneros que abarca el arte cinematográfico. No digo que la ausencia de ésta materia sea la causa de la menguada producción de películas infantiles, pero es muy probable deducir que una mayor producción traería como consecuencia obras con las cualidades necesarias para ingresar al “mercado”, y a su vez generar las fuerzas para exigirle al Estado, en éste caso el INCAA, una actualización de la legislación vigente además una imprescindible ayuda económica para enfrentar los costos publicitarios para el lanzamiento de las producciones, y una severa intervención regulatoria que les exija a las empresas distribuidoras y exhibidoras norteamericanas el cumplimiento de las disposiciones legales.  

 

Pantallas y pantallitas

Refiriéndose a la identidad del lenguaje audiovisual, el realizador ruso Sergei M. Einsenstein decía que (…) el cine opera de la imagen a la emoción y de la emoción a la idea. De allí que las películas dirigidas a las audiencias infantiles, movilizan su sensibilidad y sus emociones ya que no se trata solamente de testimoniar la influencia de los medios audiovisuales en lxs niñxs, sino de dar cuenta de que los contenidos que reciben a través de las pantallas y las pantallitas forman parte de su mundo lúdico e influyen, para bien o para mal, en el desarrollo de sus estructuras narrativas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

contenido...